Para tener éxito, o mantenerlo, siempre debe existir la seguridad en las masas electorales de que el político al decir algo lo va a cumplir.

La clave del BTL reside en contar con un equipo altamente creativo para llegar al elector, captarlo y conseguir esa fidelización con el candidato que debe de expresarse con el voto en las urnas que lo favorezca.

Hoy por hoy se introduce en campañas o contiendas electorales el neuromarketing político para comprender qué pasa por la mente del votante.

Tiene ,hoy día, una vigencia considerable, y los consultores políticos conocen muy bien su potencial.

El nivel de interacción que tienen los influencers con su audiencia es muy superior.

El marketing político no sólo son técnicas, ni es acerca de manipulación; es una metodología que busca la influencia.

El votante suele hacerse una serie de preguntas tanto a nivel consciente como inconsciente y en las cuales los candidatos y partidos deben encajar y por tanto prestar atención.

Se trata de un análisis de los discursos entre el 9 y el 15 de octubre del presidente estadounidense, que llevó a cabo Merca 2.0: hallaron más de 45 resultados y enlistaron los más importantes.

Las ferias, el networking cara a cara o la publicidad en prensa escrita son elementos que las startups suelen pasar por alto en sus estrategias de marketing, centradas únicamente en la red.

Cada anuncio, cada palabra escogida, cada imagen y cada color están minuciosamente estudiados.

Seguinos en Twitter